Guía de Cuidados

CUIDADOS GENERALES

Para mantener sus piezas en óptimas condiciones las mismas nunca deben exponerse al agua. Debe evitarse el contacto con perfumes, productos para el cuidado del cabello, cremas, jabones y productos de limpieza del hogar. No use ningún producto al ejercitarse o al hacer tareas del hogar.

DIJES DE ACERO INOXIDABLE

Evite el contacto con otra joyería ya que pueden rayarse. De ser necesario, puede limpiarlos con un paño seco.

PRODUCTOS DE ORO LAMINADO O PLATA LAMINADA

Debido a la naturaleza de cualquier pieza laminada le recomendamos seguir las siguientes indicaciones para el buen mantenimiento de la misma.

Los productos tales como perfumes y cremas contienen químicos que pueden reaccionar con el laminado y producir que se descolore. La composición corporal de cada persona puede también afectar una pieza laminada, un pH alto va a acelerar significativamente el descoloramiento de cualquier artículo laminado en oro o en plata. Si su pH es alto y usted tiende a descolorar y/o oscurecer joyería le recomendamos adquirir piezas en acero inoxidable, las cuales son las adecuadas para su composición química corporal.

Las piezas laminadas nunca deben usarse en actividades que involucren agua y deben siempre guardarse en un lugar seco. Las fricciones o contactos con superficies ásperas pueden producir rayones.

ARETES Y ARGOLLAS

No deben exponerse al agua, debe removerlos al bañarse y cuando tenga su cabello mojado. Evite el contacto de estas piezas con perfumes y productos para el cabello, tales como lacas y/o cremas para peinarse, ya que contienen químicos que pueden producir daños.

PRODUCTOS CON CUERO O GAMUZA

Los productos que tienen cuero o gamuza, tales como las Pulseras Wrap y algunos de nuestros collares nunca deben exponerse al agua o a la humedad.

ALMACENAMIENTO

Lo mejor es siempre guardar las pulseras en las bolsas de organza en las que son enviadas.

Respecto a los collares, lo ideal es siempre guardarlos colgados, especialmente los que tienen borlas, ya que las mismas pueden dañarse al ser almacenadas de una manera distinta a la recomendada.

Los Collares de Piedras Naturales nunca deben doblarse, ya que se puede quebrar la guaya (el alambre con el que están engarzadas las piedras) resultando en daños estructurales.

Todas las piezas deben ser almacenadas en un lugar seco y mantenerse alejadas de la humedad y del agua.